SORTEO:

🎁 Consigue una súper tarjeta regalo de 50€ para PRIMARK ¡Participa ahora gratis!

Últimas noticias sobre Toño Sanchis

 

Antonio Sanchís, nacido en Madrid en 1973 y conocido popularmente como Toño Sanchís, es un representante de famosos especialmente conocido por ser representante e íntimo amigo de Belén Esteban y por su posterior ruptura personal y profesional que abrió una guerra abierta, incluso legal, entre ambos.

 

Dónde empezó su carrera

Toño Sanchís debutó en el mundo artístico como miembro de varios de grupos de música, entre ellos Los Inhumanos o La Banda del Capitán Canalla, del que también era relaciones públicas.

En 2007 dio el salto a la fama tras conocer a Belén Esteban y convertirse en su nuevo representante. El éxito que adquirió a partir de ese momento le llevó a fundar la empresa Lorant, de representación artística y de management de personajes televisivos famosos del momento. Entre otros, la empresa ha representado a Mila Ximénez, Boris Izaguierre o Kiko Matamoros.

Su reputación se vio truncada cuando, en 2015, y tras varios rumores de delitos de estafa, Belén Esteban descubre que falta dinero en el banco, comenzando así un largo periodo de enfrentamientos judiciales y mediáticos.

A partir de ese momento, Toño Sanchís aprovecha estar en el ojo del huracán informativo para participar en los programas ‘Levántate All Stars’ y en la quinta edición de ‘Gran Hermano VIP’, donde fue el primer expulsado.

 

Vida personal: Estafas y guerra contra Belén Esteban

La vida de Toño Sanchís se ha mantenido bastante privada a pesar de estar íntimamente relacionado al mundo del corazón. Se casó en 2012 con su actual esposa, Lorena Romero, con la que tiene cuatro hijos. A pesar de varios rumores de crisis, la pareja se ha encargado de desmentirlos.

Su relación con Belén Esteban llegó a ser tan buena que fue incluido en el testamento de la colaboradora televisiva e incluso se convirtió en el tutor legal de Andrea Janeiro en caso de que le pasara algo a su madre, pero todo saltó por los aires con las estafas descubiertas en 2015.

Desde entonces, Toño Sanchís se convirtió en enemigo de Belén hasta el punto de ser demandado y perder el juicio contra ella, perdiendo su casa por el camino y pagando una indemnización de unos 600.000 euros (400.000€ para devolver a Belén Esteban más gastos del juicio y los intereses). El representante apeló la decisión, pero Belén anunció que emprendería un nuevo proceso juidicial, esta vez penal, contra su exrepresentante y su mujer.

Además de Belén Esteban, Toño ha tenido problemas con otros personajes públicos, como por ejemplo con Tamara García, ex de Kiko Rivera, quien también interpuso una demanda contra su empresa Lorant.