Todos los detalles de la vida de Rey Juan Carlos

Juan Carlos de Borbón nació en Roma en 1938, y se convirtió en rey de España el 22 de noviembre de 1975 como Juan Carlos I. Durante su reinado contó con un amplio apoyo entre la sociedad española, pero tras varios escándalos y debido a su avanzada edad, abdicó en 2014 en  favor de su hijo Felipe.

 

Una infancia marcada por la muerte de su hermano

Juan Carlos de Borbón nació en Roma, donde sus padres, Juan de Borbón y María de las Mercedes de Borbón y Orleans, vivían exiliados. En 1942 la familia se trasladó a Suiza, y en 1948 Juan Carlos vino a España para cursar sus estudios.

Durante las vacaciones de Semana Santa de 1956 y cuando ya había cumplido 18 años, Juan Carlos disparó accidentalmente a su hermano Alfonso causándole la muerte. El hecho quedó enterrado para siempre como un accidente casual, y nunca se llegó a investigar, aunque ha sido fruto de varias teorías conspiranoicas a lo largo de los años.

En 1961 se casó con la Princesa Sofía de Grecia y Dinamarca, en una boda real en Atenas, y en 1969 el dictador Español Francisco Franco le designó príncipe heredero del trono, al cual accedió a la muerte de este el 22 de noviembre de 1975. Quedó así coronado como Juan Carlos I, rey de España y Jefe de las Fuerzas Armadas.

Un rey popular y polémico

Su papel como jefe del Estado tomó una relevancia crucial durante el golpe de estado de 1981, pues en una aparición televisiva desautorizó la insurrección, haciendo fracasar el golpe. Este hecho marcó para siempre su trayectoria y la imagen con que se le veía en España.

Durante su reinado, Juan Carlos I mostró un carácter afable y campechano que le ayudó a acercarse al pueblo y ganarse su cariño, pero a la vez estuvo rodeado de no pocas polémicas entre las que se cuentan algunas infidelidades, varios escarceos y notables salidas de tono que la Casa Real consiguió siempre acallar y disimular.

En 1992 aparecieron informaciones sobre una relación sentimental del rey Juan Carlos con una catalana, Marta Gayá, que la Casa Real desmintió y atribuyó a una campaña contra su persona. También surgieron informaciones delicadas acerca de una presunta vinculación del rey con los golpistas del 23-F, una sospecha que no ha dejado nunca de planear sobre su figura.

Otro momento crítico de su reinado surgió en 2011 con la información de que su yerno, Iñaki Urdangarin, estaba implicado en un caso de corrupción a gran escala. La decisión del rey de apartarlo de todos los actos institucionales y su reprimenda en el mensaje de Navidad precedió a la imputación de Iñaki, que acabó afectando también a la infanta Cristina.

Deterioro físico y abdicación

El escándalo por el caso de corrupción de su yerno se sumó a otra polémica aún más sonrojante: en abril de 2012, y en plena crisis económica en España, Juan Carlos I se fracturó la cadera durante una cacería de elefantes, lo que levantó una ola de indignación y críticas a la monarquía. Tuvo que pedir perdón públicamente.

También en esos meses se descubrió su relación con la empresaria alemana Corinna zu Sayn-Wittgenstein. Ante las crecientes demandas de un referéndum sobre la monarquía, y pensando que lo mejor era renovar la imagen de la institución, Juan Carlos I abdicó en la persona de su hijo, Felipe, que actualmente ostenta el trono.