El rey Felipe le retira su ayuda a la reina Letizia en su visita al Club Náutico de Palma

Pese a los esfuerzos de la reina por mantener una apariencia de familia feliz los gestos les delatan
El posado de los reyes en Palma | La Coctelera

 

Parece que las polémicas relacionadas con la Casa Real no dejan de cesar. A pesar de los intentos de la familia por mostrarse felices, lo cierto es que hay gestos que denotan justamente lo contrario.

Los Reyes viajaban a Mallorca junto a sus hijas, Sofía y Leonor, y la reina Sofía, en un intento forzado de mostrar una buena relación ante el público y dejar a un lado el sonado encuentro que se producía a las puertas de la Catedral durante estas mismas fechas. Pese a sus intentos por mostrarse felices, los gestos denotaban que Letizia no estaba nada cómoda, especialmente en el club náutico de Palma, lugar que visitó para ver a su marido.

La reina se dirigió al club junto a sus hijas para saludar al rey y a la tripulación con motivo de la Copa del Rey de vela, un acontecimiento obligatorio en la agenda de verano de la Casa Real.

El extraño gesto del rey con su mujer

En la visita, el rey ayudaba a sus hijas a subir al yate. Muy atento, el rey Felipe no dudaba en tenderles la mano para evitar que sufrieran un tropiezo. Sin embargo, tras haber ayudado a las pequeñas, el rey se daba la vuelta y dejaba a la reina sola, sin tan solo tenderle una mano. Una vez en el barco, la reina reprendía a su marido con diversas palmaditas en la espalda. 

El rey Felipe ayuda a sus hijas a subirse al barco | La Coctelera

 

Acto seguido, la reina hacía como si nada y se acercaba a la tripulación para posar sonriente junto a sus hijos y a su marido.