El actor Isaac Kappy muere tras saltar de un puente por considerarse «mala persona»

El intérprete, conocido por sus papeles en ‘Thor’ y ‘Breaking Bad’, había publicado una reflexión sobre sus errores en su cuenta de Instagram
El actor Isaac Kappy durante su aparición en la película 'Thor' | Marvel

 

El actor estadounidense Isaac Kappy, de 42 años, ha muerto tras haberse tirado, premeditadamente, desde lo alto de un puente. El intérprete, conocido por haber aparecido en películas como ‘Thor’ y ‘Terminator Salvation’, y en la serie ‘Breaking Bad’, quiso poner punto y final a su vida este lunes, 13 de mayo, después de haber publicado un escrito en su cuenta de Instagram dónde aseguraba haber sido «mala persona».

Kappy decidió quitarse la vida tirándose desde un puente de Transwestern Road, en Arizona. Según los medios locales, varios testigos intentaron evitar que el actor saltara. Pero finalmente, no pudieron detenerle, y el actor acabó lanzándose a la calzada. Su cuerpo fue atropellado por un vehículo que circulaba por la carretera, y Kappy acabó falleciendo. El salto no provocó ningún otro accidente ni herido.

Un día antes, el domingo día 12, Isaac Kappy había publicado en su cuenta personal de Instagram, dónde no hay ninguna otra publicación, un escrito en el que confesaba, arrepentido, que «no he sido buena persona», y que se puede leer a continuación:

 

El actor continuaba así el texto: «De hecho, he sido bastante mal tío toda mi vida. He usado a personas por dinero. He traicionado mucha gente y su confianza. He vendido drogas. He evadido impuestos. Tengo deudas. He abusado de mi cuerpo con tabaco, drogas y alcohol. He abusado de gente que me quería, incluso de mi familia».

El escrito presentaba las conclusiones a las que el actor había llegado después de una «introspección que debería haber hecho hace muchos años», pero que realmente había hecho la última semana.

El actor, de hecho, se había visto envuelto en una reciente polémica. Y es que había sido acusado de agredir, físicamente, a Paris Jackson, hija de Michael Jackson, durante una fiesta. El actor podría haber querido hacer referencia a este hecho cuando aseguraba haber abusado de gente a la que quería.

Kappy quiso disculparse por todos los errores que, según él, había cometido durante toda su vida. Además de pedir perdón, también quiso usar el texto como una fuente de inspiración para que otras personas no cometan los mismos errores que él. «Espero que todos vosotros podáis usar mis errores como un ejemplo para el crecimiento personal. Mira la luz en los demás. Nutre la luz en ti mismo. Esta lección ha llegado demasiado tarde para mí, pero quizás pueda inspirarte», escribía el actor.

Isaac quiso acabar el texto así: «Usaré el resto de mi tiempo en la tierra para expiar mis transgresiones, y para buscar la luz interior, tanto en los demás como en mí mismo». Además, acompañó la publicación de una frase que, tras su suicidio, cobraría todo el significado: «Cuidado con el hombre que no tiene nada que perder, porque no tiene nada que proteger».